Giorgio Moroder



          En las escuchas de mi infancia en el living de mi casa con mi viejo, con su Winco poderoso, me entretenía mucho mirando las tapas (portadas) de los discos. Me resultaban extrañas, gigantes, hasta risueñas. Los mismos lps a veces venían de colores llamativos.

Una de ellas, mostraba solo la cabeza de un hombre, con lentes exagerados y un bigote policíaco que hasta daba miedo. Pero a mi papá le gustaba mucho al parecer por las escuchas repetidas e incluso elegía con la púa que canciones escuchar. ¿Por qué recuerdo esa imagen? Quién sabe...





Giorgio y medio Daft...
          En el revisionismo personal en el que estoy, se me ocurre escucharlo luego de tantos años sabiendo que hoy todo se encuentra fácil en YouTube.

Y me vuelvo a sorprender porque su música es idéntica (salvando las distancias de sonido y tiempo), a mis amados Daft Punk, banda que pensé "descubrir" libremente por mi intelecto y hoy siento que ya estaba en mi inconsciente desde esa década del 70.

         



          Lo que sí ya termina por destruir mi psiquis es que en el último y famoso disco de los Daft, que compré en su momento y escuché mucho, una canción se llama... "¡Giorgio Moroder!"


Incluso el mismo Giorgio cuenta su historia profesional en la canción en forma de relato. La escuché mil veces y recién en estos días me di cuenta de todo.
 Mas vale tarde que nunca...





         Si querés saber en que anda ahora el bueno de Giorgio, acá con la bella Kylie Minogue en una linda canción...


Un año sin Prince O(+>





          Ésta vez no hay lugar para el cliché de que el tiempo pasó rápido. Fue un año lento, eterno sin Prince.

Viendo al pobre de Bruno Mars en un homenaje con sus ropas haciendo lo que puede, más lo extraño. No por él que es de lo mas decente del momento, sino porque no hay equivalencias.

Ahí nomás le sumo el recuerdo (ya no puedo evitar nombrarlos como un tándem), de la pérdida de Bowie en casi la misma cantidad de tiempo que me sigue pareciendo todavía una hijaputez cruel de la vida.


Pero igual sigo enojado con Prince. Con su muerte poco clara, con su carácter de mierda que lo aislaba para morir en un ascensor, con la idea que nos vendió toda su vida de que era un ser diferente, ascético, que no se drogaba, que era único, inteligente, superior, que podía con todo. Un superman negro y talentoso.

Pero ni aún así me puedo enojar demasiado en serio con él.


          Recuerdo ir al homenaje que se le hizo aquí hace un año, viendo Purple Rain en un centro cultural sin poder evitar (otra vez) las diferencias con el homenaje a Bowie de hacía tres meses. En comparación algo under, hasta precario, en una terraza donde el frío convivía con un puñadito de gente extraña y con un amigo, mi hermano y mi pareja. Y el dolor sentado en cualquiera de esas tantas sillas plegables vacías.


Es que Prince era (es) para los diferentes, para los sibaritas, para los que gustan de algo más, para los que saben música de verdad, para los que toman riesgos. Para pocos bah.


          
Si encuentro alguien que le gusta Prince me alegro, me reconforta. Pero si es fan fan de verdad... entonces ya lo considero un amigo.

Baladas románticas





          No me considero una persona romántica, solo un poco. Incluso no me gustan las baladas, los llamados "lentos". Mi estilo de canción romántica es mas rítmica que una cadencia lenta y que contenga la emoción necesaria como para considerarla romántica... ¡pero que no se pase de melosa eh!.

No entiendo a la gente que para tener sexo por ejemplo pone de fondo música de mantras budistas, cantos gregorianos o cosas símil sonidos cascada de agua (?). 


Tampoco hard rock pero un ejemplo claro de mi gusto sería esta proto-balada de los Weezer. Power pop, pero "lenta" a mi gusto".

"porque yo no quiero romper/ tu hermoso rostro..."
Hermosa letra además.

 

   


          Como bonus y para que se entienda la idea dejo ésta otra, de letra simple, con el mas conocido Phil y tan "lenta" como la anterior.


Solistas y Bandas internacionales 🎶


          
No hablo de gustos sino de un caso curioso que se da entre mis bandas preferidas y sus cantantes. Cuando intentaron sus carreras solistas, fueron pasos en falso en su gran mayoría. Les cuento...







          Queen es una de mis preferidas, cualquier álbum me parece valorable, no así los discos solistas de Freddie. Tan bailable como impersonal, solo lo salva la interpretación vocal en algunas canciones, pero el 90% de ellas descartables. Michael Hutchence también era un 80% de INXS como lo fue Mercury en Queen. Su gran voz y onda no salvó a su intento Max Q de la indiferencia total.

          Siempre odié la carrera solista de Phil Collins, enterita. Pop pasteurizado solo excusa para alguna que otra balada decente. En cambio en Génesis además de un gran baterista, es pieza importante del trío como unidad. Infinidad de canciones me gustan de la banda con esa voz chillona y todo.

          The Police nunca fue de mis preferidas pero los respetaba porque era rock en serio. Sting solista me da náuseas. Algo así como lo que me pasa con Paul McCartney. Él y Lennon también son ejemplos de lo que enuncio. Sus carreras solistas no están a la altura del mito Beatle. Pero... ¿Quién podría con ese legado no? Ni ellos mismos.

          Los solistas de Mick Jagger tienen onda (siempre se rodeó de los mejores productores), pero a años luz de los Rolling y su mística. Jack Black hizo miles pero ninguno a la altura de sus Pixies. Debería reconocer que por lo menos Bono fue inteligente en no intentarlo nunca.



          Lo común en todos ellos es que "ablandaron" su estilo, lo diluyeron por obvias razones económicas y de popularidad que en la mayoría de los casos no resultó. La excepción a la regla no es otro que David Bowie que con su Tin Machine a finales de los 80's anticipo el grunge formando una banda visceral y genial en todo sentido.



Mudanzas






          Si algo tuvo constancia en mi vida fueron las mudanzas. Tendría que hacer un esfuerzo para no equivocarme por omisión de cuantas fueron. ¡Quisiera saber que impacto pudo tener eso en mi psiquis! Si recuerdo desde niño que las odiaba profundamente no por el lugar de residencia en sí, sino por las amistades que se "abandonaban" para siempre.


De norte de la capital a sur de la provincia para volver al lugar inicial y terminar (por ahora) el ciclo en el sur de la misma capital. El recuento me da unas 17 mudanzas y tan solo una vez repetí el mismo lugar de residencia (¿algún bloguero en condiciones de superarme?).

Se gana en adaptabilidad, se pierde en pertenencia. Aunque en mi caso ya el tándem La Boca/Barracas es mi lugar en el mundo. ✌

Desde el camión de mudanza se pueden vivir muchas cosas además. La pérdida del perro 🐶 de la infancia, la mirada llorosa desde la calle de la primera novia, la alegría /tristeza de independizarse.


          La nostalgia que me invade cada vez que paso por algún domicilio de importancia para mí, hace que haya valido la pena el tanto trajinar.

El Puky...


La muerte 💀 de los blogs




         Me alarma eso, la constante lectura de que los blogs están muriéndose, que los abandonan, que les queda poco, que la plataforma tiene sus horas contadas. ¿Será cierto? 😞


Lo comencé como un hobbie, por ganas de escribir. Hoy lo considero indispensable para mi expresión y no sólo por eso: mi deseo egocéntrico es que me sobreviva para que lo lean mis hijas, para que me conozcan un poco más todavía. Hablando (escribiendo) de lo que sea, se habla de uno también.


          Odiaba a los blogueros que se pasaban a Facebook primero y luego a Twitter por moda y los descuidaban, hasta que caí yo en la trampa con el Instagram. Hoy sé que blogger es la mejor manera de expresión posible porque los contiene a todos. Imagen, video y texto sin límites. ✌


Me resulta muy fácil y hasta cómodo subir una foto 📷 en instagram con un título ingenioso, pero no tanto el hacer una entrada con una idea, con un sentido, con un sentimiento.


          Perdón blogger por la flaqueza, acá estoy y te banco. El día que los malos augurios tengan razón y desaparezcas también se irá un pedacito mío con vos... 😢

La cuadra de mi infancia





          Melancolía, nostalgia, llamarlo como se quiera. Pero yo estaba ahí, recorriendo el barrio de mi infancia
. Y para llegar a mi lugar comencé desde la otra punta, que no es otra cosa que el colegio. Casa, colegio, barrio, no existía mas que eso. Incluso los abuelos estaban en una lejana Palermo vista desde éste gris Lanús.

Al llegar al lugar de mi ex casa que ya no existe, me sorprende que esa distancia inmensa entre esquina y esquina en mi niñez hoy no lo sea tanto. Hasta parece ridículamente pequeña. Mas que una cuestión de altura la siento un poco triste, menos infantil y a la vez detenida en el tiempo. La misma rotura de calle en la esquina me provoca mas cariño que dejadez.

Lo bueno es recordar ese viejo verdillo en el agua siempre verde de los cordones, donde hacía patinar la rueda trasera de mi bicicleta una y otra vez hasta caer. Lo extraño es ver que nunca supe bien el nombre de mi calle. Recordaba clarito que era D'Elia y ahora me vengo a enterar que es "de Elía".

Acá creé mis filias y fobias. Acá viví más en la calle que dentro de mi casa. Acá empecé a amar a los animales, a la música, a las chicas, a tantas cosas.

          Acá me doy cuenta, también fui feliz...

los libros 📚 y el leer



          ¿Se leen libros hoy? Al parecer las librerías no disminuyeron (tampoco aumentaron), pero dudo que la respuesta sea categórica y menos aún, optimista.


Pero sin entrar en la discusión entre "papel o pantalla", valoro el descubrimiento de hace unos días no por lo original sino por lo necesario.


Así como vi en una ventana un muestrario de abrigos para que se sirva el necesitado, en otra mas cercana a casa invitan a retirar un libro para que el arte circule y llegue.


Necesario decía porque hoy los libros en Argentina son carísimos y porque éstas iniciativas de buena leche contagian. Temí en un momento pasar compulsivamente a diario para llevarme todo pero no, el positivismo penetra y hace que uno colabore más de lo que retira.


Revistas, suplementos de diarios, hasta me hice de un mapa de la capital tipo Filcar pero antiguo (gracias máster por dejarlo 👌😉). Mi mérito por ahora fue que alguien se hizo algo fan de Prince 😁.


Me gusta, me encanta mi barrio.



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...